Ir al contenido principal


Cuando te tengo de frente intento no mirarte porque lo sabrías, te darías cuenta; y hoy te observaba de perfil y me pareciste más hermosa que nunca. Tus manos huesudas y delgadas, las venas que se traslucían, tu cuello… ¿Crees que es posible enamorarse de un cuello?
Grácil, esbelto, que conduce infinitamente hacia esa mente bella que tenes, conduciendo hacia las ideas que a veces me mantienen despierta de noche. Aunque esto último no es verdad. Yo de noche duermo. Son las tardes las que dedico al pensamiento, las que fructifican en algunas líneas o párrafos. Es esta misma tarde la que te pienso, cuando sé que no debería. Pero pensarte no te daña porque precisamente no lo sabes, y porque espero que las cartas de tarot no aúllen mi nombre.
En un espacio verde y rectangular, te corro por entre los árboles. No sé dónde estás pero voy hacia el sonido de tu voz. No sé qué está diciendo, probablemente no me esté hablando. Probablemente no sea yo la dueña de sus gemidos. Mas intento alcanzarla. En algún lugar, en medio de la salvedad y el lamento, espero poder decirte algo.

Todo lo que siento en este momento es cariño, no mucho más que eso. Te agradezco por ser cómo sos. Y espero que encuentres a alguien que te haga sonreír, y que sientas que es la persona que te mereces. Espero que ell@ te valore; que conozca tus tiempos y te respete, que sea capaz de sacrificar algo por vos, no una gran cosa, sólo algo. Y que vos puedas verlo y lo aprecies. Espero que no te lastime, y que si algún día te tenga que dejar, sea capaz de mirarte directo a los ojos y decírtelo. Porque con el tiempo uno aprende que la honestidad es uno de los valores más sagrados, a pesar de que esté infravalorada.  

Comentarios

Entradas populares de este blog

Cierro mis ojos y todo está bien

Ayer empecé de nuevo teatro donde hacía el año pasado. El grupo es totalmente nuevo; tenía la esperanza de que quedara alguien de mi camada pero no. No importa, son muy copados y la pasé bien cuando pude relajarme.
Es cuestión de acostumbrarme al grupo y al teatro de nuevo. Es... hermoso.
Empecé justo donde dejé el año pasado: Tengo que hacer una re-presentación de una canción a elegir.
Cuando volví de teatro intenté dormir algo pero estaba tan exaltada que ya hice la representación y creo (creo) que puede salir algo bueno de esto.
Se va a exponer más adelante (qué nervios!!)
Tengo anotados unos puntos a seguir durante la canción pero luego lo transformaré en un cuento para que pueda subirlo al blog y que me cuenten qué les parece.
Aparte de teatro, mi fin de semana siguió su ritmo habitual.
Mañana: Taller de escritura.
Estoy contenta y espero poder conservar ambos talleres ya que me hacen bien y son realmente un motivo de vida, si se lo podría llamar así.

Are you proud of who I am?

La muerte es la negación lógica de la vida (leo por ahí ) pero ¿Qué es la vida?, ¿Realmente es la muerte una negación o algo que simplemente no podemos evitar?, ¿Qué es lo lógico, acaso no es un parámetro al igual que la normalidad?
Los domingos filosóficos y lluviosos son de lo más lindo para mí aunque termine con dolores de cabeza.

I can't stop dreaming now

Pasaste por el otro lado, donde mi mirada podía alcanzarte pero no lo hice puesto que ya no significa nada -o al menos eso intento. Si pudiese resignificarte no lo haría, preferiría que me tragara el olvido antes que perecer nuevamente ante las puertas de aquel sentido escrupuloso e inútil que es el amor.
Preferiría ser león antes que cordero, y lamer las heridas de mi víctima, que pongan el cuerpo los otros, que se desangren y que se atrevan a sentir, puesto que no seré yo, no serán las palabras las que representen este estado confuso que atravieso, será el silencio y luego será nada. Nada, nada, nada...