sábado, 8 de octubre de 2011

Ninguna gloria en mí


Pensando en vidas ajenas, ocupándome de sus penas. Queriéndolo todo pero obteniendo tan poco.
He estado observando desde lejos lo que pasa por mi cabeza; no quiero involucrarme aunque sé que debo. No puedo cambiar los hechos; la soledad está aunque la haga a un costado e intente que permanezca sola -como su palabra indica-
Pero es una soledad tan extraña, viene hacia mí para complacerme, para hacerme sentir única... ¿Aún no entendiste que la vida en soledad no es lo mismo?
Han pasado tantas primaveras, luego inviernos y ahora el Sol renace de nuevo. He pasado tanto frío, y tantas heridas han quedado expuestas a las críticas que mi completa vida fue condenada en los tribunales de las miradas externas.
¿Y el juez?, ¿Yo? No. Intento no serlo pero... sí, sí, lo sé... a veces pasa. La vida pasa, ¿no?
Pues no: no quiero que le den uso a mi libertad sin poder elegir.
Todavía me pregunto, dónde guardaste mi amor propio. En qué rincón de la cocina, o del cuarto tal vez.
¡Corazón, corazón, qué será de Dios... de MI Dios!
Todavía me pregunto en qué me perdí, con qué razón, excusa o motivo. A dónde fui a parar todos estos años. 8 años, ¿no? Lo sé, sé que no te gusta que los cuente pero los tengo marcados en mi cuerpo y no puedo borrarlos.
Fueron tantos años, querida, que ahora cada pequeño y estúpido detalle me devuelve la vida, una satisfacción indescriptible.
Lo prometo. No más preguntas. Más vida.

4 comentarios:

PinkTomate. dijo...

AHHHHHHHHHH¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡¡ Has vuelto que emoción¡ ya te extrañaba mucho, me encanta leer lo que escribes, así sean lamentos los describes de una forma tan bella y única :). Hay preciosa... si tu misma no te propones a salir de ahí no lo vas a hacer, es la relidad, nadie puede ayudarte, solo tu misma.

Un beso <3

charlie dijo...

Yo también extrañaba leerte. Me gustan tus catarsis porque son parecidas a las mías (que no suelo publicar). Me gusta saber que hay alguien que siente parecido a mí.

Catastrophic dijo...

Pooooor fin!

<3 Te hemos echado de menos.

Forgotten words dijo...

Me alegro que hayas vuelto ya que tu blog es mas especial y necesario de lo que tu te crees para las personas que te leemos :)
Yo puedo verme reflejada de cierta forma en cosas que tu escribes, y por eso te digo que seas fuerte, que cojas aire y empiezes a ascender y no tengas miedo a nada y si sientes que recaes, que recaeras ahi estara mi mano para estirartela y juntas volver a levantarnos :)