sábado, 23 de julio de 2011

El mundo anda tan extraño paséandose por ahi, olvidándose de mi ausencia.
Hoy se murió otra estrella, ay, ay! cielito de mi corazón, qué tristeza la de esta ciudad.
Conciencia estrecha que cuenta los días, los logros, pero también ahí van las lágrimas que nadie ve, las veces que me digo adiós simplemente para sentir la realidad de estar viva.
El reloj anda atrasado, se detuvo hace un par de horas cuando te encontré escarbando en mi corazón. Te pregunté qué querías y me respondiste: Solo saber si aún me sientes.
Entonces me desarmé, no pude fingir el momento. No. No me gusta la realidad. Decido aislarme hasta poder salir, de nuevo, y volver a la rutina de la vida.
Va a pasar, lo sé, porque todo pasa, No es cierto? Creo que cada día estoy más convencida que hay ciertas cosas que "no pasan en la vida", es decir no terminan de hacer su duelo porque quizás no existe. Quizás algunas cosas deben estar y ser así.
Desarmada ante la nada, o ante un todo. ¿Qué digo? No tengo idea de lo que digo, de lo que es vivir, si todos estos años elegí sufrir.
Lo que elijo ahora es una voz, sí eso quiero. Pero no está. No está.
¡Encuéntrala y haz provecho de ella!

2 comentarios:

PinkTomate. dijo...

Si, a veces nosotros mismos elegimos sumirnos en la soledad, pero cuando esperamos algo del mundo y decidimos por fin vivir, el mundo se pone en contra tuya y te sientes mas sola que antes.

Yo también quiero que esa voz llegue.

Forgotten words dijo...

Entiendo perfectamente esto que narras aqui :) pero sabes que?yo si creo que las cosas pasan, pero para que lo hagan somos nosotros quienes tenemos que hacer que lo hagan, puede que recaigas muchas veces porque no es un camino fácil, pero terminara por pasar, simplemente hay que tener el coraje, la valentia y la fuerza sufciente para llevarlo a cabo...