jueves, 13 de enero de 2011

¿La vida espiritual?

Resumen de todo lo que voy a explicar a continuación (si me sale bien explicadito): NUNCA MÁS: Una fuerte palabra (más para los que somos argentinos: Léase historia argentina) que representa un deseo, una decisión, una actitud y un camino.

A ver... como saben, los que me vienen leyendo, hace mes y pico murió mi tía desde ese día que tuve una "crisis espiritual". Aclaremos esto: No, no se me apareció ningún espíritu ni veo muertos o a Jesús sangrando. Por lo general lo espiritual la gente lo suele asociar con la religión pero poco tiene eso que ver, en realidad una sola parte de las miles que tiene.
El espíritu es el alma, el cuerpo, el todo. También es parte de él la ciencia, el mundo. Vivimos en un mundo rodeado de espíritu, energías positivas y negativas. Vida cotidiana, en fin.
No voy a explayarme mucho en ese tema porque no tengo mucho conocimiento y no quiero ser una de esas vendedoras baratas que te venden cualquier verdura, solo expreso lo que pienso, lo que creo saber (lo poco o como diría Sócrates: Sólo sé que no sé nada)
Volvamos a la crisis espiritual. Lo que significa para mí también son necesidades:
De restablecer vínculos (especialmente familiares), necesidad de continuación en los proyectos a pesar de que las ganas están.
"Dejar" la enfermedad sería como dejar una parte de mi vida o de lo que conozco de ella. Tengo que reemplazar los malos hábitos por buenos.
Al fin y al cabo la enfermedad puede ser tomada como cualquier problema en la vida, un "mal hábito". Algo que hace mal, que te impide seguir viviendo acorde a una tranquilidad y estabilidad. Algo que te permita obtener tus objetivos.
Y eso es justamente lo que yo no tengo ni puedo. Entonces lógicamente el primer objetivo sería "eliminar" lo que me enferma de encima. Ese es un punto.
El otro y la gran incógnita es: ¿Cómo conseguir ser más espiritual?, ¿Qué es la espiritualidad vista desde una gran lupa desde afuera?
Les digo la verdad, al principio yo pensaba que ser espiritual se trataba de rezar la biblia, ir a misa, escuchar y predicar "la palabra de Dios" pero esperen un minuto: ¿Qué mierda es eso?, ¿Un implante, un chip que ni siquiera reconozco como mío?
Uno es un ser espiritual y les repito, no se trata única y exclusivamente de la religión, abarca más allá. Es el todo.
Así vivo mi día a día pero mi cabeza se abrió más a partir de la muerte de mi tía. Mi tía era muy espiritual y me decía que creyera en los milagros.

1 comentario:

Renata dijo...

Todo es espiritual. La vida, cada uno de nosotros. Todo es así. Es como... ¿mágico?