Ir al contenido principal

Coquito

No. No son los coquitos que se comen. Coquito es un gato. O fue un gato. Lo que sea.
Ayer salí con unas amigas y fuimos a una plaza muy linda donde van muchos turistas. La pasé genial. En el camino mientras recorríamos la feria, había una mujer ofreciendo dos gatitos de 50 días, preciosos. Una hembra y un macho. El macho, que viene a ser Coquito o le pueden decir coqui, era de un color café con leche con unos hermosos ojos verdes. Medía masomenos lo mismo que la palma de mi mano. Sin consultar en casa (Aclaración: Mamá y Agustina ODIAN a los gatos) me lo llevé, no pude resistirme.
Todos en la calle me alagaban diciendo cosas del estilo ¡Ay, mirá que cosita hermosa!
Yo sonreía (Después de un rato me cansé y quería gritarles: SÍ, ES UN GATO LINDO Y ES MÍO, Y QUÉ? pero me contuve)
Vino mi papá a buscarme, cuando lo vio lo primero que me dijo fue: ¿Tu mamá lo va a aceptar? Yo le respondí convencidísima: Cuando lo vea no va a poder resistirse, tal como yo lo hice.
El gatito se dormía sobre mi pecho, aunque en un modo diferente era como tener un bebé en brazos y sentirte orgullosa de tenerlo y poder amarlo con todo tu ser. Así sería.
Cuando llegué a casa y mi hermana abrió la puerta me gritó de todo y me cerró la puerta en la cara. Después de varios intentos desesperados me abrió. Mamá estaba hablando por teléfono y tuvo que cortar para gritarme otro par de cosas. La abuela casi se larga a llorar.
¡Por Dios! Es un gato, no es la muerte de nadie (o aún no lo era)
El gato definitivamente no se iba a quedar a dormir en casa y yo tenía que irme a una cena de despedida con los del taller literario. La profesora me dijo que me lo tenía hasta hoy a la tarde donde pasaría a buscarlo y se lo entregaría -con mi mayor pena- a mi padre. Tema resuelto (¿Tema resuelto?)
Mi padre se sintió mal y no pudo venir a casa y yo entré en pánico. ¿A dónde mierda ubicaba al gato? La señora que cuida a mi abuela me decía que lo tiraba, yo la saqué cagando. A todo esto el gato seguía en la casa de la profesora.
Quedé en un acuerdo con mi mamá que lo iría a buscar como le prometí y en un remis se lo llevaría a mi papá ya que él tenía baja la presión y no podía manejar.
Todo perfecto. Fui y con cara de velatorio la profesora me dice: El gato no aparece.
¿Cómo que no aparece?
Si, si. Está escondido en alguna parte del departamente pero no aparece, lo estuve buscando todo el día. Desde la mañana que no lo veo.
Yo me dije: Buen, su depto. es re chico, en un toque entre dos personas lo encontramos.
Miles de vueltas dimos y no lo encontramos. Para colmo, ayer con la profesora y otro compañero llegamos a la conclusión de que el gato estaba enfermo porque no comía, no se movía. Solo dormía.
Preocupante la situación.
No sé por qué -quizás porque están todas las fichas en eso- creo que el gato está escondido muerto en la casa de la profesora del taller literario. Y yo acá, penando.
¿Por qué peno? Perder un gato que ni siquiera tuve un día no es tan grave.
Vino de visita mi prima (la hija de mi tía fallecida) y me dice: Si yo puedo con lo de mi mamá, un gato no es nada.

Pero me siento culpable por haberla puesto en esa situación a la profesora. Por haber sido irresponsable y traer a coquito sin preguntar a casa. Por su posible muerte.
Yo no le emboco una.
Vengo de peor a pésimo. Mis malestares parecen que se complotan para acumularse y ponerme en un estado preocupante.
Nadie entiende mi dolor, en mi casa me dicen que no es tan grave, que no arme escándalo donde no lo hay pero siento la pérdida tan física como la de mi tía. Siento que cargo con dos cadáveres encima y pesan y duelen. Y mientras tanto me tiro en la cama.
Día horrible. Ojalá las cosas pasen pronto y que el gato aparezca (muerto o vivo)
Voy a rezar por él también. (A mi lista enorme de peticiones tengo que agregar a coquito)
Si ustedes se acuerdan de rezan, recen porque aparezca y si es posible que siga con vida.
En fin.

Comentarios

Catastrophic ha dicho que…
Que aparezcaaaa!
annie ha dicho que…
Ay que triste ! a mi me paso algo asi (parecido) una vez y fue horrible creo que me acuerdo y lloro. No te preocupes, seguro coquito va a aparecer.

Entradas populares de este blog

Are you proud of who I am?

La muerte es la negación lógica de la vida (leo por ahí ) pero ¿Qué es la vida?, ¿Realmente es la muerte una negación o algo que simplemente no podemos evitar?, ¿Qué es lo lógico, acaso no es un parámetro al igual que la normalidad?
Los domingos filosóficos y lluviosos son de lo más lindo para mí aunque termine con dolores de cabeza.
They really are once in a  generation {the sparks that started the fire}



El arte es una mierda, se crea desde la mierda del más mísero sentimiento. No se supone que te hace sentir bien en el mismísimo momento en el que estás creando porque duele, porque sentís que te arranca un pedazo de tu propia carne; la sangre discurre por entre la hoja, la bautiza y ahora ese pedazo de mierda es tu hijo bastardo. El que quizá nunca deseaste engendrar pero ahora acá lo tenés, es tuyo. Es tu mierda y con ella debes hacer algo. Quizá te atrevas a mostrársela a una persona que tenga buen criterio; tomarás valor, juntarás coraje y esa mierda, de repente, tiene ahora un nombre, lleva tu apellido, no hay modo de desvincularte de tu arte. Pero la verdadera pregunta es: ¿Vos creaste el arte o el arte te creó a vos?
fotos de mi autoría

Qué es la locura

Hace poco cumplí 26 años. Todavía me cuesta creer que haya llegado a los 26. Si le hubiesen preguntado a mi yo de hace 5 años atrás les diría que el futuro está equivocado, que no llegaré. Pero yo nunca estuve loca, sólo rota y terriblemente vacía. Alguna gente creerá que intentar matarse es la locura en sí misma, en su máxima expresión, mas no comprenden ni jamás lo harán por qué razones uno podría llegar a buscar la muerte. Desafortunadamente el deseo momentáneo no condice con el deseo posterior. El deseo se encuentra en un cambio constante. Uno puede desear morir en un momento determinado de su vida, y aunque sólo vea oscuridad y angustia, las cosas se arreglan con el tiempo, de alguna manera.   Desafortunadamente algunas personas mueren con un solo intento, sin la chance real de volver a sentirse vivo y estable. Sólo basta un intento negativo y propulso a la destrucción para dejar de existir. ¿Acaso esto es la locura? Locura es existir, y vivir bajo este acuerdo de sociedad y cult…