domingo, 31 de octubre de 2010


Así hablaba, calladita, despacito, lentamente.
Así callaba y así le fue.

No hay comentarios: